¿Se gasta más dinero en fichajes?

0
484

En varias ocasiones hemos intentado ilustrar en Deportes Inc. cómo ha ido evolucionando el mercado del futbol internacional, el dinero que se invierte en él y cómo afecta a los diferentes equipos. En esta ocasión, mostraremos la evolución de las transferencias más importantes en relación con el dinero que ingresan los equipos, para que veamos cómo en realidad el aumento en los gastos de fichajes viene de la mano con los ingresos por parte de los equipos.

De acuerdo al reporte de Deloitte Football Money League, los 20 equipos más ricos del mundo tuvieron ingresos en conjunto durante la temporada 2017-18 de €8,344.6 millones. Ranking que es liderado por Real Madrid con €750.9 millones, seguido por el FC Barcelona con €690.4 millones y el Manchester United con €666 millones.

El reporte por parte de Deloitte tiene una variación promedio de 5% en relación a otras publicaciones como KPMG, pero mantiene la constancia, por lo que en esta ocasión no nos fijaremos tanto en los equipos, sino en su evolución.

El crecimiento económico

En el ejercicio anual que realiza Deloitte, podemos ver que los ingresos de los 20 equipos más exitosos en esa materia han aumentado a grandes pasos, pues tras finalizar la temporada 2008-09 el Top-20 se combinó para tener ingresos de €3,900 millones, menos de la mitad de lo conseguido este año.

Pero no tenemos que ir tan atrás para ver este crecimiento.

Tomemos en cuenta a los 20 equipos que el día de hoy están en la élite económica, donde, además de los tres mencionados arriba, se encuentran: Bayern München, Man. City, PSG, Liverpool, Chelsea, Arsenal, Tottenham, Borussia Dortmund, Atlético, Inter, AS Roma, Schalke 04, Everton, AC Milan, Newcastle y West Ham. Estos equipos, que hoy se combinan para tener ingresos de  €8,344.6 millones, sumaron €7,681 millones un año antes, lo que arroja una diferencia de €663.6 millones más para esta temporada o un crecimiento del 8.86%.

Nos trasladamos a la temporada 2013-14, cinco años atrás, la duración de un contrato importante para un futbolista de élite. Los ingresos de estos 20 clubs tras esa temporada fueron de €6,100 millones. Eso significa que en solo cinco años, los 20 equipos más importantes han aumentado sus ingresos en un 36.8%.

Vamos a centrarnos en ese número de 36.8%, al cual volveremos más adelante.

La evolución de las transferencias

Fichar a un jugador significa (en teoría) tener mayores posibilidades para conquistar un título o tener mejores actuaciones en el campo; pero la realidad indica que una parte muy importante de estas transferencias impactan también en acuerdos económicos o patrocinios (ejem.. PSG, ejem… Juventus), que es la fuente de ingresos principal de los clubes en ese nivel.

Con eso en mente, hay que tener en cuenta dos factores claves de la industria:

  • Las alianzas comerciales no se hacen de un día para otro. Involucran meses de negociaciones, por lo que traer a un jugador “A” en tu equipo, verá reflejados esos beneficios económicos no en esa temporada, sino en la siguiente.
  • Es importante entender que los equipos de futbol de este nivel (como muchos otros negocios) no obedecen a la lógica monetaria simple de: “Recibí ‘X’ cantidad de dinero esta temporada, por lo que tengo ese dinero para utilizar en mi presupuesto”, la mayoría de las veces se trata de hacer planificación a futuro: “Gastaré ‘Z’ cantidad de dinero, para así poder elevar mis ingresos a una mayor cantidad”.

Bajo esa base teórica: tenemos los ingresos de las temporadas 2013-14 a la 2017-18, por lo que veamos a los fichajes realizados en los cuatro años donde ya tenemos el resultado posterior, es decir, de la temporada 2013-14 a la 2016-17.

¿Cuánto ganan los Head Coachs de la NFL?

Averígualo AQUÍ

Tomemos las 50 transferencias más altas realizadas durante cada uno de esos años.

En la campaña 2016-17, estos 50 fichajes tuvieron un costo acumulado de €1,766.95 millones, un promedio de €35.34 millones por futbolista, en un año donde hubo nombres como Paul Pogba (al Man. United por €105 M.) o Gonzalo Higuaín (a la Juventus por €90 M).

Por su parte, las 50 transferencias más altas de la temporada 2013-14 se suman para tener €1,420 millones en fichajes, un promedio de €28.41 millones, en un mercado que incluyó a Gareth Bale (al Real Madrid por €101 M) y Neymar (al Barcelona por €88.2 M).

El resultado nos muestra que la diferencia entre ambas temporadas es del 24.38%, considerablemente por debajo del 36.66% del crecimiento económico de los clubes. Incluso, si en vez de tomar el crecimiento de clubes hasta la temporada 2017-18, lo hacemos hasta la 2016-17, su crecimiento fue de 25.92%, que sigue estando por arriba del gasto en fichajes, pero ya ilustra la relación entre ambos términos.

La importancia del Fair Play Financiero, Neymar y el futuro

El Fair Play Financiero de UEFA indica, en pocas palabras, que un equipo no puede gastar más de lo que tiene en sus arcas, ya sea por ganancias de años anteriores o del capital acumulado. Pero también señala la importancia de no involucrar dinero ajeno al mundo del futbol, como ha sido señalado el PSG en más de una ocasión.

Los 50 fichajes más grandes de 2017-18 acumularon gastos de €2,388.7 millones, esto representa un aumento anual del 35.19%, mientras que de la temporada 2013-14 a la 2016-17 el crecimiento anual promedio en fichajes fue del 17.03%. Sin embargo, ahí es donde entra la importancia del Fair Play, pues la operación Neymar se traduce de manera prácticamente directa en €444 millones: los €222 con los que le pagó el PSG al Barcelona, y, por lo tanto, los mismos €222 que tuvo el Barcelona para fichar (€255 por Coutinho + Dembélé; el Barcelona invirtió solo €33 millones de su “propio” dinero).

Si quitamos estos €444 millones, la inversión en fichajes fue de €1,944.7 millones, que representa un aumento del 10% en relación a 2016-17. Aquí sí entran otros fichajes muy mediáticos de esa temporada como Lukaku al Man. United por €84.7 M o Laporte al Man. City por €65 M .

Este crecimiento del 10%, obedece más a la realidad de la industria y dejaría el crecimiento en fichajes desde 2013-14 hasta 2017-18 en 36.89%. Prácticamente lo mismos de lo que hablamos en crecimiento económico de los equipos.

Por lo tanto, de manera ilustrativa, podemos hablar que un jugador que para en 2013-14 costó “X”, su precio el año pasado habría sido 36.8% mayor, o al revés. Por ejemplo: Mónaco firmó a Falcao del Atlético por €43 millones en 2013-14; ese fichaje habría costado €58.8 M el año pasado, o la compra de Pierre-Emerick Aubameyang por parte del Arsenal al Borussia Dortmund que fue de €63.75 millones hace un año, habría sido de €46.6 M.

Por último, estos números de crecimiento también vienen de la mano con lo que ha  sucedido para la temporada 2018-19, donde el Top-50 en fichajes (hasta el 24 de enero) acumula €2,060.35 millones, que supondría +5.95% en crecimiento.

Bajo estos mismos indicadores, podemos proyectar los ingresos que tendrán el Top-20 de los equipos al finalizar a temporada 2018-19, que superaría ligeramente los €9,000 millones.

No hay comentarios

Dejar una respuesta